De forma agónica, después de fallar numerosas ocasiones y verse, en algunos momentos, incluso superada por una descarada Costa Rica. Así es como ha conseguido Holanda su clasificación para las semifinales de este Mundial 2014, donde se medirá a Argentina. En los penaltis, con sufrimiento y con una locura genial de Van Gaal que le salió a la perfección. El equipo holandés dominó y seguramente debería haber finiquitado el choque en el tiempo...