El fútbol (o soccer, como ellos lo llaman) es un deporte de masas relativamente reciente en Estados Unidos si lo comparamos con Europa o Sudamérica, por ejemplo. Los estadounidenses no se engancharon al balón esférico hasta su propio Mundial, en el 94, que sirvió también como lanzadera para la selección nacional. A partir de ese momento, Estados Unidos no ha faltado a una sola cita mundialista, llegando a meterse en las eliminatorias en varias...